• vmanzoflores

Efectos del COVID-19 en la industria de la construcción


Apenas vamos en el primer tercio del año y ya podemos asegurar que la crisis pandémica del coronavirus es lo más destacado, o más bien infame del 2020 y no es para menos, esta situación nos ha traído un sin fin de condiciones adversas a todos los sectores productivos y el mercado de la construcción no ha sido la excepción. Todos han tenido que adaptarse a la época y por eso hoy platicaremos algunos de los efectos del COVID-19 en la industria de la construcción.


Efectos económicos y laborales: De entrada muchas construcciones se han detenido, lo que ha ocasionado pérdidas para constructoras, empresarios y trabajadores de la construcción, aún así no todo está perdido. Los gobiernos a nivel mundial saben de la importancia de nuestra industria para la creación de empleos y aportación al PIB, por ello se han implementado medidas que permitan continuar el trabajo en obras esenciales y obras residenciales mientras se mantenga un número máximo de trabajadores (varía en cada país y ciudad), se acaten las normas de higiene pertinentes y se vigile constantemente a los trabajadores para evitar que presenten síntomas. Además, en las construcciones al aire libre es más fácil seguir las indicaciones de sana distancia, en cuanto a la parte administrativa y el trabajo de oficina se debe de mantener el trabajo remoto con juntas en línea y cada miembro laborando desde casa.


Efectos legales: Se recomienda que se consiga asesoría para evitar conflictos con los contratos originales, ya que con las afectaciones en la operación se puede incurrir en incumplimiento en fechas de entrega, poner atención en cláusulas de rompimiento o desencadenar en otro tipo de problemas causados por la pandemia.




Aunque el panorama parece difícil, especialistas aseguran que la construcción se restablecerá más rápido que el sector hotelero, industrial y los minoristas. Incluso si en esta época complicada surge un proyecto de vital importancia que no puede esperar se pueden buscar alternativas para llevarlo a cabo, obviamente siempre respetando las medidas de seguridad e higiene y velando por la salud de trabajadores, clientes y constructores.


18 vistas